Los 7 pecados capitales - (Parte final)

ÁNGEL MESA
Viene del número anterior - (Clic aquí para ir...)

LA AVARICIA

Es el deseo excesivo de posesiones, el demonio que la provoca es Mammon, y a partir del capitalismo no se ve como un pecado, el más avaricioso será el que más haya acumulado, por tanto el avaricioso rico, pues admiramos a los avariciosos ricos, y los vemos como triunfadores: Tanto tienes tanto vales”, y queremos tener tanto como ellos. Al igual que la soberbia y la envidia, constituye el motor de la economía y por tanto del progreso, ¿qué habría que criticarles cuando la mayoría lo que siente es envidia ante ellos, porque tienen grandes cosas?
Las resonancias magnéticas muestran lo que le ocurre al cerebro cuando se pone en modo avaricioso, produce dopamina, un neurotransmisor que nos hace sentir bien.
 Si le das a animales palancas para suministrarse dopamina, las aprietan tantas veces que acaban matándose.
Os cuento un estudio de una universidad con humanos, el experimento consiste en un ordenador que en la pantalla muestra un globo que puedes ir inflando pulsando una tecla, te dicen cuanto mas inflado esta el globo más dinero te llevas, pero tiene un limite y explota y te quedas sin nada. En fin, el resultado ya os lo imagináis, casi todos se quedaron sin nada.
EL PECADO NO EXISTE

En ningún momento he afirmado que las conductas que derivan de estos 7 supuestos pecados sean loables, claro que son errores, pero no unos errores que te lleven a fuegos eternos ni que ofendan a Dios. Son errores sí, pero errores perdonables y comprensibles dada nuestra naturaleza. Errores además que hay que superar, pues lo importante no es tener un error, sino lo que haces con tu error de ahí en adelante.
Empecé estos artículos afirmando que el pecado no existe y es un constructo social, y os diré ahora por qué.
Simplemente porque lo que es pecado en un sitio o época no lo es en otro escenario o tiempo.
 Por ejemplo: Si te comes un filete de vaca en la India te puedes ir despidiendo de toda expectativa de encontrar la iluminación o de una buena reencarnación. Aquí en cambio al terminar pides un cafelito y todo arreglado.
Si comes cerdo en los emiratos árabes y te tomas un vasito de vino la liaste con Mahoma con Alá y con quien te vea, que se sentirán muy ofendidos, Aquí se llama salir a tapear.
Puedes ir a Israel y pedir en un restaurante una hamburguesa con queso y veras la cara del camarero, es pecado juntar la leche y la carne, aquí te preguntan si quieres pepinillos.
Esto es en cuanto a comida por hablar de algo conocido, pero hay muchísimas mas reglas en otros aspectos de la vida cotidiana y todas respaldadas en textos supuestamente sagrados y en inspiraciones supuestamente divinas,  mucha gente en esos lugares mataría o se dejaría matar, por defender estas convicciones religiosas y las supuestas directrices marcadas directamente por Dios o dioses, o directrices de según qué profeta que ha tenido una revelación, aunque se contradiga con la revelación de otro profeta, de la misma religión.
En la antigüedad era correcto y moral tener esclavos y esclavas, e incluso dejarlas preñadas y tener hijos de segunda división, eso no era pecado, a día de hoy si tienes esclavos te meten en la cárcel y si tienes hijos de segunda división les pasas una pensión como si fueran tan de primera división como Cristiano Ronaldo o Messi.
Podías tener una pila mujeres, hoy se llama poligamia y está penado por la ley, no así en países árabes que teóricamente esta regulado el número por ley, la teoría es que como mucho 4, en la práctica, si eres moral, las que puedas mantener, si eres un inmoral hasta que ni las puedas mantener. También pasaba en confesiones cristianas como los mormones hasta hace 4 días.
 Su fundador Joseph Smith tenia 40 mujeres, alguna con 14 años, otras casadas con otros, a la vez, pero en fin, según decía a esto lo había obligado un ángel amenazándolo con una espada.
En algunos pueblos del Tíbet, como apenas nacen mujeres lo hacen al revés, la misma mujer se casa con todos los hermanos y es una lastima que se quede alguno soltero, aunque solo haya una mujer para todo el barrio.
Otras veces lo que manda Dios es que entierres a una mujer hasta la cintura y que todo el pueblo la apedree por sus faltas, los cristianos ya no hacen eso porque Jesús les dio a entender que no estaba bien, y además te meten en la cárcel, pero los musulmanes según de que sitio, a pesar de que Jesús es su tercer profeta en importancia lo siguen viendo adecuado, y para ellos es cumplir la ley de Dios.
 Unas decenas de latigazos no solo es adecuado sino deseable en algunos sitios.
Tampoco está mal visto cortarle las manos a los ladrones de según qué país, sin embargo aquí les dan una paga de reinserción y algunos hasta se meten en política y los votamos.
El matrimonio intergeneracional de gente, incluso ancianos, con niñas de 6 ó 7 años es normal en algunos sitios, cuanto mas niñas mejor porque si no han menstruado aun, dicen que son más puras y todo es más limpio. Este tipo de Hebefilia o pedofilia según que edad, aquí se considera una total aberración que te lleva primero a la cárcel y después al infierno, aunque no te cases con ella por que seas clérigo de profesión o pastor por afición.
La ablación de clítoris en otros lados para las niñas es tan común como ponerles pendientes aquí.
El aborto, si preguntas en un sitio es un pecado y si preguntas en otro un derecho de la mujer.
Tener hijos antes del matrimonio hace no muchas décadas era un pecado, por eso había tantos sietemesinos, a día de hoy es lo más normal del mundo porque no ésta la economía como para ir malgastando en banquetes de bodas.
La pena de muerte no solo es moral, sino tan legal que invitan a la familia del perjudicado a ver como asesinan al reo en algunos países. En otros es un acto público, como aquí hace un tiempo. Curioso que en esos mismos países la eutanasia o el suicidio sea pecado.
¿Esta claro ahora que lo que es moral en un lado, es inmoral en otro?  ¿Que el pecado es cambiante según el escenario?  ¿Por qué? si el pecado es transgredir la ley de Dios y Dios es inmutable y justo.
 Pues porque ni la ley de Dios es tan de Dios ni los textos que la sustentan tan divinos.
Dios es perfección, si estuviese por perfeccionar, otro más perfecto sería Dios.
Dios es Justicia, si no lo fuese estaríamos adorando un tirano.
Dios es inmutable, si estuviesen sus leyes sujetas a cambios, por la misma conducta según que día estas salvado o condenado.
¿Como podría la inmutabilidad, la justicia y la suma perfección, dar textos sagrados tan sumamente imperfectos, cambiantes y contradictorios entre ellos mismos?
Algunos responderán basándose en estos textos que además de justicia, es fuego consumidor. Pues no lo parece, porque según estos mismos textos, estando la humanidad en estado de pecado, mando a su único hijo para redimirnos y que fuésemos salvos, no nos consumió con su fuego, nos mandó  quien nos enseñara.
Aunque esto a mi me parece otro despropósito, imaginaos que un padre tiene 5 hijos, el mayor es excelente y los otros 4 unos delincuentazos, y dice, como sois unos delincuentazos  podéis crucificar al bueno y así os perdono a todos, ese pacto vamos hacer.
Y más despropósito me parece sabiendo que Dios es omnisciente y sabía lo que iba a pasar. Que lo crucificarían y seguirían lo mismo de delincuentazos.
Según los religiosos hay un Dios bueno pero que te crea imperfecto, y un Dios justo pero que te castiga por imperfecto. Un Dios vanidoso por que te pide continua adoración y sometimiento. Un Dios castigador y vengativo, porque te manda desgracias si le llevas la contraria. Un Dios malvado porque tienes desgracias aun sin llevarle la contraria. Un Dios nada equitativo que a ti te manda al infierno a arder eternamente por pecar, y a los demonios que te hacen pecar los pone fuera de la lumbre y los deja campar por la tierra felices cuando consiguen fastidiarte.
Estas conductas no serian propias de un Dios, serian propias de un enfermo mental.
De lo que se deduce: que si Dios existe no puede ser así, y las religiones son mentira.
Que si Dios no existe, las religiones son mentira porque se basan en un Dios inexistente.
Y la tercera posibilidad, es que las religiones tengan razón, y estemos a los caprichos de un loco megalómano llevándole la corriente para no caer en desgracia. Con lo cual la religión también es mentira, porque ese Dios sería el mayor pecador.
Claro, esto sería en la visión religiosa de un Dios antropomorfo, el cual nos crea a su imagen y semejanza, semejante en la forma y al parecer semejante en los actos, ¿cómo hacer comprender a los hombres de la antigüedad que Dios no es un ser? si aún es difícil hacer entender a los hombres de la actualidad que aunque lo pongan las escrituras, Dios no es un ser porque no tiene características de un ser, no procede de otro ser, no nace, no muere, no se alimenta, no te vigila, no te castiga, no se llena de ira, no se venga y no se ofende.
Dios es anterior a las religiones y por tanto no le son necesarias. Si el mundo y el hombre ya estaban y aparecieron sin necesidad de religión, la religión es creación del hombre, y por tanto es falible, parcial según quien la interprete, imperfecta, incompleta, cambiante para adaptarse o extinguible, como demuestra la historia.
Al igual que hoy muchos morirían por defender a Moisés a Jesús o a Mahoma, o más bien sus supuestas palabras, antes se moría por defender a Zeus a Odín o al Dios Ra.
 ¿A quien le importa un carajo a día de hoy Odín? Pues en su día era una verdad que si morías por él te sentabas a su mesa en el Valhalla.
A día de hoy el pecado sería dedicar la vida a defender que su espada es la más poderosa o que su caballo el más veloz porque tiene 8 patas.
No se sabe qué es Dios, y quien pretenda explicarlo hará el ridículo por que no esta al alcance de la comprensión humana.
El espiritismo nos dice que es la causa e inteligencia primera, lo único que podemos es, tras observar sus obras, especular sobre la naturaleza de sus intenciones y obras, pues por sus obras lo conocerás, parafraseando a Jesús.
Todo lo que no haya hecho el hombre lo habrá hecho Él, y digo él no porque sea alguien, sino porque de alguna manera me tengo que referir para que me entendáis.
 El planeta gira y hay día y noche, se traslada y así se reparte el verano y el invierno para que las zonas sean más habitables, hay oxígeno en la atmosfera, agua dulce en los ríos para que bebamos y salada en los mares para que sostenga sus ecosistemas, nubes que riegan la tierra  y el mar para que la tierra sea fecunda y el mar no se vuelva un desierto de sal por la evaporación, no solo  hay árboles que nos dan oxigeno sino flores que perfuman el ambiente,  un planeta entero a nuestra disposición que nos da todo y más de lo que necesitamos desde que fuimos simios, luego su intención es de amor y evolución hacia nosotros,
Dirán los ateos que el mundo es así por casualidad, y yo les digo que no seria una casualidad sino muchísimas casualidades, y tantas casualidades interconectadas para dar el resultado de vida son matemáticamente imposibles y aun más imposible si consideramos la posibilidad de otros mundos habitados, los espiritistas creemos en la pluralidad de mundos habitados pero también creemos que no son casualidades, sino que la vida es diversa e impulsada por Dios, la casualidad no impulsa nada.
El pecado es un concepto que nos enseñan desde pequeños, simplemente hay un error hay que buscar un culpable y debe de haber un castigo, ese es el mecanismo.
 Mi perra no sabia que era pecado sacar la tierra de todas las macetas, y aun con las patas llenas de tierra venia y me las ponía en el pecho, desde que le enseñe que era pecado, cuando llego y ha estado jugando con las macetas, le da vergüenza y temor de mí, se siente culpable y arrepentida y se me esconde. Hasta que encontré el método de enseñarle que las macetas no se rompen.
A mi hijo le pasaba lo mismo cuando dibujaba muñequitos en las paredes y hasta me pidió a mí el bolígrafo la primera vez, hasta que le enseñe que las paredes no se pintan, solo puede dibujar muñequitos en la pared Miguel Ángel y los hombres primitivos en Altamira, ya no se esconde ni me huye ni llora arrepentido, solamente no las pinta.
No ha hecho falta imponerles el infierno ni a la perra ni al niño, solamente con el tiempo han aprendido de sus errores.
Se sienten mal hasta que aprenden, ¿Y que estamos haciendo en este mundo todos sino aprender? Pero nos dicen que no, que los errores son pecados, y donde hay un pecado hay que señalar al culpable y castigarlo, como si ya fuésemos perfectos, no nos dicen que donde hay un error hay que repararlo. Nos enseñan que todo error es una ocasión para culpabilizar y castigar, no nos enseñan que cada error es una ocasión de perdonar, de reconciliar, de retomar o incluso de aprender a enseñar.
Nos dicen que somos el culmen de la obra de Dios, menudo culmen, estamos llenos de errores, y eso que llaman 7 pecados capitales son la demostración de lo que digo, más bien creo que esos restos de animalidad que nos quedan, por estar  nosotros aun en pleno proceso evolutivo, en vez de pecados son las herramientas divinas que  ha utilizado el impulsor de vida, desde el principio de los tiempos para traernos hasta dónde hoy estamos, con la justicia de los méritos propios.
 Y que pulir esas herramientas nos aleja de la animalidad y nos acerca a la espiritualidad que es donde estaremos, porque al fin y al cabo somos mejor que cuando empezamos, y sinceramente espero, que aún seamos mejores cuando finalicemos.
Buenos días a todos.
Se me ocurrió escribir algo al terminar este trabajo y lo voy a compartir con vosotros.
No se ofende un hortelano
Cuando recoge manzanas
Si el mismo plantó al manzano

Tampoco se ofende Dios
Si recoge humanidades
Cuando el mismo, creó al humano

No caben en libros, las leyes del Universo
Por eso Dios no las escribe
Las graba en el espíritu y en el intelecto

No juzgues ni midas
Con un viejo libro en la mano
Lo que valen hoy, actos de tu hermano

No hay quien juzgue ni condene
Tú vales, lo que tus actos valen
Y cada uno sabe bien, los actos que tiene

Y en eso consiste la justicia divina,
 Ni se enfada ni se ofende,
 él te sabe trigo, y el trigo, de una espiga viene

Sal, de entre tus propias espigas, no sigas como el trigo verde
Que para eso viniste al molino de la vida
Para terminar como pan, cuando el molino te haga harina.